5 abr. 2015

La salamandra y el león (un juego para la noche del domingo)




Foto tomada con el móvil 
La Calle del León es una calle del Madrid de los Austrias, dentro del Barrio de las Letras. Discurre entre la calle del Prado y la calle de Atocha a la altura de Antón Martín. En el Siglo de Oro fue mentidero de actores y representantes, dada su cercanía a los corrales de comedias y la presencia de muy ilustres escritores entre sus vecinos, entre ellos Miguel de Cervantes (que vivió en dos casas de esta calle y en la última murió).1 Tuvo dos populares tertulias, en el café del Prado y el de Zaragoza, uno en cada extremo de la calle. En ella nació en 1866 el dramaturgo y Premio Nobel de Literatura Jacinto Benavente, y se encuentra la Real Academia de la Historia.

9 comentarios:

  1. Amazing facade of the building. Great picture!

    ResponderEliminar
  2. Excelente y muy curioso el motivo.
    Muy interesante y completa la información.
    ... Y en color?, me da que debe ser muy atractivo...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Magnifica captura, amigo. No conocía esa historia.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Una historia muy interesante.

    Abrazote utópico, Irma.-

    ResponderEliminar
  5. Estupenda Luis, que bien la has pillado....
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. La salamandra casi devora el rotulo de la calle del león. La fotografía, como tal, me parece irreprochable -por algo eres todo un maestro en el blanco y negro- sin embargo el motivo de la salamandra sobre la fachada no acaba de convencerme; pero eso no es problema del fotógrafo, sino de quien la puso ahí.
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  7. Excelente documento y bien captado con el smartphone o tfno inteligente.
    Gracias por compartir.
    Cuida´t !!

    ResponderEliminar

  8. La creatividad también le llega a las fachadas y tú nos traes un buen ejemplo, con esta foto perfecta.
    Estupenda información explicativa.

    Un abrazo

    · LMA · & · CR ·


    ResponderEliminar
  9. La salamandra y la creatividad desbordante.

    ResponderEliminar